06 noviembre, 2008

McCain... ¿otro éxito del centrismo?

Aunque el análisis debe ser mucho más complejo y la culpa de su derrota habrá que repartirla entre muchas circunstancias (la mayor parte de las cuales completamente fuera del control del senador por Arizona), tampoco creo que sea completamente superficial decir que el resultado de McCain es otro esplendoroso éxito del centrismo.

Una de las características del senador McCain que más han destacado los analistas, al menos de por estos lares, es que resulta un "republicano atípico", independiente y "más centrado". Tan es así que en su elección de candidato a la vicepresidencia se decidió por una mujer que sí podía representar a la parte más conservadora de su partido, Sarah Palin, con muy buena prensa entre los sectores más católicos y tradicionales del republicanismo.

En frente tenía a Obama un candidato novedoso y un tanto indefinido, que ha moderado su mensaje durante la campaña pero al que en ningún caso se puede interpretar como el "ala centrista" de los demócratas. De hecho, su elección de compañero de "ticket" electoral iba por ahí: Joe Biden un hombre no muy lejano a los republicanos moderados y que sí es, sin duda, de lo más suave de su partido.

Pero por lo que respecta a las cabezas de cartel está claro que se enfrentaba un ala izquierda bastante novedosa, frente a un ala centrista bien conocida y ésta última no ha sido capaz de contrarrestar los mensajes tan vagos como ilusionantes de aquella. Así, parece que el electorado republicano no se ha visto muy movilizado (McCain ha obtenido algo más de tres millones de votos menos que George W. Bush en el 2004) y por el contrario en la acera de enfrente ha habido una movilización sin precedentes en los últimos años y Obama ha obtenido siete millones de votos más de los que obtuvo Kerry.

¿Habría sido diferente si a los mensajes marquetinianos de Obama se hubiera contrapuesto una respuesta más ideológica y con mayor carga de profundidad? Es obvio que nunca lo sabremos, como es evidente que Obama se ha enfrentado a estas elecciones en una situación idealmente ventajosa (crisis económica, crisis política, guerras que está costando ganar, un presidente muy desgastado del otro partido, una imagen perfecta, un factor racial que ha resultado un empujón...) así que, como digo, tampoco podemos echar toda la culpa a McCain de su derrota.

Pero, al menos, ya sabemos cómo no se ha podido superar a un rival que se ha demostrado tan formidable electoralmente como Obama: jugando el partido en su terreno.

Y mientras, por aquí siguen sin enterarse los que se tendrían que enterar.

8 comentarios:

Isidoro dijo...

"Con muy buena prensa entre los sectores más católicos y tradicionales del republicanismo."

Ahora resultará que los irlandeses son republicanos de toda la vida. Qué risa xD. Traición freudiana total del artículo.

Anónimo dijo...

Católicos hay pocos, ¿no? Son protestantes la mayoría.

JFM dijo...

Isoro en uno de sus malos dias. Los irlandese suelen votar democrata pero el catolicismo uisa no se reduce a ellos, estan los hispanos, los italianos, mas o menos la mitad de los de origen aleman. Y los "alemanes" son generalmnte republicanos.


Y al anonimo: los catolicos nop so pocos.

Francisco dijo...

¿Pero cómo no va a ganar un tío como Obama después de un presidente tan lamentable, tan torpe, tan ignorante y tan arrogante como Bush? Otra cosa es cómo lo haga después, pero sólo por eso ya venía con dos cuerpos de ventaja respecto a los republicanos.

Anónimo dijo...

"¿Pero cómo no va a ganar un tío como Obama después de un presidente tan lamentable, tan torpe, tan ignorante y tan arrogante como Bush?"

Eso digo yo. Pero por si acaso había que recaudar mucho más dinero, debería obtener el apoyo de universidades, corporaciones, la mugre maloliente de Hollywood, los fraudes de ACORN y el 90% de los medios haciendo campaña para Hussein.

Por si acaso.

Ahora te toca decir que todo eso lo hizo porque no se enfrentaba a Bush sino a McCain que si no lo había machacado. A Bush se entiende.

Y yo que pienso que a Bush no le había ganado. ¿Qué te parece argentino?.

A propósito, lo de lamentable, torpe, ignorante y arrogante vale para la perra de la Casa Rosada, no para Bush.

José Luis.

Dodgson dijo...

José Luis, me encanta tu estilo.

Por cierto: ¿coincides conmigo en que Esperanza Aguirre está realmente buenísima?

Saludos liberales

Anónimo dijo...

"José Luis, me encanta tu estilo"

Gracias Antoñito, pero si persigues a uno que te parece Dodgson vas a dejar al verdadero sin tus obsesiones.

Esta vez te has colao.

José Luis.

Francisco dijo...

Qué pena que ya no existan las SS, ¿eh, José Luis? ¿O a ti te va más el rollo KKK?