08 febrero, 2008

El ayatolá de Canterbury

Vivir para ver: resulta que la máxima autoridad religiosa de ese curioso invento que es la Iglesia Anglicana (respetable, por supuesto, pero muy llamativo desde mi modesto punto de vista) se ha descolgado con unas declaraciones en las que juzga como "inevitable" que en el Reino Unido la 'sharia' se integre en el ordenamiento jurídico.

Y luego nos quejamos de nuestros obispos (que, por cierto, a ver si alguien les dice que se callen hasta el 10 de marzo).

Volviendo al tema, es acojonante la ligereza con la que el señor este opina contra dos de los principios básicos de cualquier democracia: la igualdad de todos frente a la ley, sea cual sea la raza, religión o equipo de fútbol del ciudadano; y que ésta no esté sujeta directamente a las normas de una religión. Y encima el tío lo hace, precisamente, desde una de las democracias más antiguas del mundo.

Si no teníamos suficiente con la tontería "progremulticuti" ahora que nos aticen con corporativismo entre religiones. En días como hoy el futuro de la civilización occidental se ve muy negro; negro sotana en este caso.

PD.: Aunque no tiene nada que ver (espero), encima el tío tiene una pinta de imán que es flipante, con esa pedazo de barba... Imagínense al payo con turbante en vez de mitra y subido a un minarete:

5 comentarios:

octopusmagnificens dijo...

Y la máxima autoridad religiosa de la Iglesia católica es el papa Benedicto XVI. Otra curiosa analogía sería que Ali Khamenei es el papa de Irán.

ElSalmantino dijo...

¿Y por qué han de callarse los obispos, Carmelo?

Carmelo Jordá dijo...

Hola,

Por que cada vez que abren la boca se alejan de lo que se supone que pretenden, a menos que lo que busquen es que el PSOE gane las elecciones.

Tienen todo el derecho a hablar, faltaría más, otra cosa es que tengan el don de la oportunidad, que va a ser que no.

Saludos,

Carmelo

A./ dijo...

Si Estambul es anegada por inmigrantes de zonas rurales, muy islamizados, o si la población de Cataluña, España, Europa se vuelve africana y/o asiática, con sus sensibilidades y sus modos, muy diferentes de los “blanquitos” europeos cristiano-nihilistas, de configurar pensamiento y costumbres, ¿Cómo vamos a pretender que todo siga igual? En Londres 6 de cada 10 nacidos lo son de madre extranjera...

ElSalmantino dijo...

Bien, pero que el progrerío patrio aproveche siempre la menor oportunidad para hacer demagogia, mentir, difamar, etc., no es suficiente motivo, creo yo, para que uno deje de hacer lo que le es propio.

Por lo demás, las pretensiones de la Iglesia no pasan porque gane el PP, sino por no perder influencia social. Su capacidad empática es milenaria me temo.

Es por ello que precisamente se equivoca el PSOE haciendo tanto hincapié en el tema. Y hace bien el PP en no entrar al trapo de los titiriteros, tan mal vistos por el común por sus (estos sí, reales) privilegios.

Un saludo.