06 agosto, 2008

Odón y el "paisaje humano" de San Sebastián

Odón Elorza lleva ya bastantes años siendo alcalde de San Sebastián, un tiempo en el que se ha distinguido por luchar denodadamente... contra los que luchan denodadamente contra el terrorismo.

Ayer cambió un poco esa costumbre y celebró una especie de happening recordando a las 25 víctimas de De Juana, ciudadano donostiarra que, además, ha mostrado la voluntad de volver a residir en la bella ciudad de la costa vasca una vez se ha visto obligado a abandonar sus aposentos en Aranjuez. Pero Odón, cuyo nombre tiene rimas malísimas, fue en el fondo fiel a su política de "sí, pero..." o "no, según" y ha hecho un discurso que habrá provocado las carcajadas del asesino y que a los demás nos da un poquito de vergüenza ajena.

Así, advertía a De Juana de que tenía que "cambiar de actitud" para volver a formar parte del "paisaje humano" donostiarra. Lo segundo es ridículo por la vía de lo cursi, lo primero es sonrrojante: ¿Cambiar de actitud? ¿Se referirá a dejar de matar gente o a no aparcar en doble fila? ¿Quizá es que el asesino etarra tiene, como los pekineses, la manía de escupir en la acera?

De Juana ha asesinado a 25 personas y se ha reído en la cara de las víctimas (y por escrito), me pregunto si el alcalde de San Sebastián se hubiese atrevido a utilizar términos similares para referirse a un maltratador que "sólo" hubiese matado a una persona*. Creo que no, que habría sido mucho más duro.

Supongo que Elorza tampoco tenía un especial interés por aparecer tan patéticamente tibio, por tratar a un asesino en serie como si fuese un fumador arrepentido o una viejecita afectada de cleptomanía, pero claro, lleva tantos años entregado al nacionalismo que no le sale otra cosa, por mucho que se esfuerce. Eso sí, lo que parece ser que no está dispuesto a hacer es algo que sí estaría en su mano y que tendría un profundo e indudable significado: nombrar a De Juana persona non grata.

Odón, me das asco, afeas el "paisaje humano".


*Que nadie se confunda, un maltratador asesino me parece un ser abyecto y despreciable, pero una muerte es el 4% de 25 muertes.

1 comentario:

Argonaut dijo...

A Odón le parasita la psique el mito del Conflicto, que permite tragarse mil muertos y mil extorsionados y mil secuestrados y mil acojonados con el lubricante del "sí, pero..." o del "no, según". Y él, a seguir considerándose tan bueno.